viernes, 8 de febrero de 2013

ENTREVISTAMOS A CATHERINE L'ECUYER, AUTORA DEL LIBRO "EDUCAR EN EL ASOMBRO"


En un mundo frenético e hiperexigente la responsabilidad de ser padres o educadores es a menudo abrumadora. ¿Cómo educar a nuestros hijos, a nuestros alumnos, para un futuro incierto? Catherine L’Ecuyer descubre alguna de las claves en su libro “Educar en el asombro” publicado por Plataforma Actual.

Recuperar la curiosidad, la capacidad de asombro, fortalecer el vínculo de apego con nuestros hijos, atender a sus necesidades y ayudarles a discriminar entre lo esencial y lo accesorio son algunas de las claves que ofrece Catherine L’Ecuyer en su libro. Algunas de estas propuestas chocan frontalmente con los paradigmas sobre los que se ha basado la educación durante los últimos años. La norma del cuanto más mejor, del cuanto antes mejor, no funciona bien en educación. De hecho nos aboca a una estresante carrera de obstáculos cuyas consecuencias más palpables son la sobreestimulación, la desmotivación y la apatía de nuestros niños. Frente a esto la autora propone “respetar los tiempos”, coherencia y ejemplo en los valores, educar desde el interior y redescubrir la naturaleza como fuente inagotable de belleza.

Tras leer el libro, la tentación de poder comentar alguna de estas poderosas ideas con su autora era mucha, y en cuanto se lo propuse, Catherine accedió encantada a participar con sus respuestas en el blog. Mil gracias por su colaboración, por su tiempo y por su intensa aportación al difícil arte de la educación.

Mariposayelefante: Creo que el libro explica muy bien cómo podemos mantener el asombro en nuestros hijos, pero ¿qué podemos hacer, como padres, para recuperar la capacidad de asombro en nuestros "apantallados" hijos?

Catherine L’Ecuyer: Ante todo, hemos de ver esa “vuelta atrás”, no como un viaje hacía un mundo de prohibiciones, sino hacía una vuelta a la maravilla de la realidad. Hoy en día, no nos asombramos, estamos de vuelta de todo porque vivimos en un mundo limitado, en dos dimensiones (¡somos planos!), alejados de la naturaleza, de la belleza, de lo real. Hemos de recuperar el contexto, volver a descubrir la naturaleza por primera vez, hemos de permitir que la belleza del mundo y de las personas que nos rodean nos abra los horizontes de la razón, hemos de volver a encontrarnos con la inocencia dejando que desaparezcan filtros y cortinas ideológicas en nuestras vidas.

Más naturaleza, más espacios de silencio interior, menos consumismos y más disfrutar de lo que tenemos, menos pantalla y más disfrutar de las amistades y de un buen libro. En definitiva, más belleza. ¿Qué es la belleza? Dicen los filósofos que es expresión visible de la verdad y de la bondad. Hemos de volver a conectar con la verdad y la bondad de nuestra naturaleza. Lo que necesita nuestra naturaleza y la de nuestros hijos, allí encontraremos la respuesta.

Mariposayelefante: ¿Qué consejos les darías a los padres que, por motivos de trabajo, tienen poco tiempo para estar con sus hijos?

Catherine L’Ecuyer: En la primera etapa (hasta los 18 meses), lo que cuenta es tiempo. El paradigma de la calidad que nos han vendido, está mal planteado. Durante mucho tiempo, nos han dicho que lo que contaba era estimular el niño todo lo que se podía. A la luz de los últimos descubrimientos en neurociencia, sabemos ahora que no hay necesidad de bombardear a los niños para que sean más inteligentes. Y sobre todo, hemos empezado a darnos cuenta que la persona es mucho más que la dimensión cognitiva. ¡No somos un mero aglutinado de neuronas! Sabemos que lo que cuenta, para el buen desarrollo del niño, es una relación de calidad con su principal cuidador. Sé que es incómodo decirlo porque muchas personas no disponen de ese tiempo, pero hay que encontrarlo. La buena noticia es que los niños duermen mucho en sus primeros meses de vida, por lo que se puede combinar el cuidado del niño con muchas otras actividades, personales y también profesionales. Si ninguno de los dos padres (¡puede ser el padre también!) puede dedicar ese tiempo, es necesario encontrar a una persona que pueda establecer ese vínculo con nuestros hijos durante esta etapa tan importante, que sea una abuela, o una persona de mucha confianza.

Hoy en día, los ratios en las aulas no facilitan que se establezca el vínculo de apego con cada niño. Puestos a escoger entre una buena guardería y un buen cuidador, es mejor escoger un buen cuidador. Ahora, si dudamos de las cualidades del cuidador, es preferible que el niño esté en una buena guardería.

Si nuestros hijos son mayores y no hemos hecho nada de eso, no hemos de desanimarnos. Los niños son supervivientes, tienen una resiliencia fuera de lo común. Hemos de hacer lo que podamos para estar “disponibles”, para atenderles cuando ellos lo necesitan, no cuando a nosotros nos vaya bien. En la medida de lo posible, siempre debería haber uno de los dos padres en casa cuando lleguen los niños del colegio. Es el momento en el que el niño necesita dar sentido a lo que ha aprendido durante el día, y eso no se hace delante de una pantalla o con el canguro de turno.

Mariposayelefante: ¿Cómo se puede fortalecer el vínculo del apego con nuestros hijos?

Catherine L’Ecuyer:  El vínculo de apego del niño se establece entre los 6 y los 18 meses. Y se establece a base de atender las necesidades básicas de nuestros hijos (dormir, comer, afecto, etc.). Es un momento clave en el desarrollo de la persona, aunque no quiere decir que después ya no se puede hacer nada para consolidarlo, o que todo este hecho y no haya que alimentarlo.

Ese es un dato a tener en cuenta. Todo el tiempo que invertimos en esa primera etapa, es tiempo que ahorraremos en dolores de cabeza a partir de los 2 años. Un niño apegado tiene menos pataletas descontroladas y más facilidad para obedecer a las personas con quién ha desarrollado ese vínculo de apego. El apego es un vínculo de confianza, y la confianza es la base sobre la cual se construye la educación. La educación solo es posible si existe esa predisposición de confiar en quién nos acompaña en el maravilloso proceso de desarrollarnos como persona. Si esa predisposición no existe, la única alternativa que le queda al educador es inculcar. Desde fuera hacía dentro. Y eso no produce resultados sostenibles, porque en la imposición, el niño no hace suyo los aprendizajes.

Mariposayelefante: ¿Cómo crees que podemos compaginar una educación basada en el asombro, con un sistema escolar fundamentado en la memorización, la comparación y la consecución de hitos?

Catherine L’Ecuyer:  Es difícil, efectivamente. Como padres, hemos de escoger un colegio que plantee la educación como lo queremos, que sea afín a nuestra filosofía educativa. Hay pocos, pero esos colegios existen. Los padres somos los primeros educadores de nuestros hijos, y hemos de poder escoger el colegio que mejor se ajuste a lo que queremos transmitir a nuestros hijos. Y no hemos de tener que pagar peajes para ello. Todos los colegios, que sean privados, concertados o públicos, deberían ser colegios de padres. Y cada familia debería poder escoger el colegio de sus hijos en función de su proyecto familiar. Así, el niño no vive incoherencia entre lo que se vive y se dice en casa y en el colegio. Eso es muy importante.

Mariposayelefante:  Hace tiempo me cautivó la frase "Si tenemos dos orejas y una sola boca, es para escuchar el doble que hablar"... ¿No te parece una buena fórmula para educar desde el interior?

Catherine L’Ecuyer: El silencio es una variable clave en el proceso de aprendizaje. Sin el silencio interior, la persona no tiene interioridad, capacidad de introspección para cuestionarse y salir de su zona de comodidad, capacidad de reflexión para procesar la información, para filtrar lo que importa y lo que no, para hacer suyo o no un dato, para asimilar en su bagaje personal lo que le parece relevante, para tomar decisiones y actuar libremente en base a unos criterios sólidos.

Educar en el asombro, es educar al niño para que desarrolle esa capacidad de escucha, que esté atento a la realidad que le rodea.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL LIBRO Y SU AUTORA EN...

Blog de Catherine L'Ecuyer Apego & Asombro.


Comprar el libro "Educar en el asombro".

6 comentarios:

  1. Gracias por esta recomendación que tendré en cuenta..Interesante tu blog y posts, y estás invitada a compartir emociones en http://silvina-porelcaminodelasemociones.blogspot.com.es/
    Beset
    Silvina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. OK!. Me acercaré a pasear un ratito por ese camino de emociones. Apetece!. Saludos

      Eliminar
  2. Com sempre, paga la pena llegir el blog d'una persona que estimes i que a més escriu bé i amb temàtiques interesants que et condueixen a reflexionar. Però si amb tot això, també aconsegueix "col.laboradors" d'aquest tipus sols es pot resumir en dos paraules: gràcies i enhorabona!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gràcies a tú pels teus ánims i pels comentaris. B7s.

      Eliminar
  3. Hola sóc l'Oriol Puig de la web www.calendaridelspetits.cat trobo que tens alguns posts molt interessants i per això et volia demanar que...

    en la meva web hi ha una secció que acabo d'inaugurar que es diu Blog de Blogs. en ella voldria publicar posts de diferents bloggers amb temàtica que pugui interessar als meus seguidors

    per això et volia demanar si em deixaries penjar algun dels teus posts en aquesta secció de tant en tant. Sempre amb la teva firma o blog a sota es clar!

    el meu contacte es info@calendaridelspetits.cat

    moltes gràcies

    Oriol

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Salutacions Oriol. Hem posse en contacte amb tú al correu i et conteste.

      Eliminar

ENTRADAS RELACIONADAS:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...